(+34) 900 525 693
info@benowu.com

El Blog de Benowu

Últimas novedades, noticias y artículos de interés
13 Ago 2019

9 consejos para fotografiar a tu bebé y conseguir buenos resultados

Recibir la llegada de un hijo es uno de los acontecimientos más grandiosos de la vida y seguramente quieras documentarlo desde el primer minuto, para tener siempre un bonito recuerdo.

Pero fotografiar a tu bebé no es tan fácil como parece. Es una tarea complicada y requiere mucho tiempo para conseguir fotos perfectas. Ten en cuenta que un bebé no va a posar para ti ni va a hacer lo que tú le pidas. Serás tú quien tenga que adaptarse a él y a su ritmo.

De todas maneras, puedes seguir unos sencillos consejos para que hacer fotos de tu pequeño sea algo más llevadero y puedas conseguir buenos resultados.

¡Empezamos!

9 consejos para fotografiar a tu bebé

1. Planea la sesión

Es importante que antes de empezar a fotografiar a tu bebé, planees cómo será la sesión fotográfica. Aunque parece surrealista, ya que con los bebés no se pueden hacer planes, te será de gran ayuda. Saber qué tipo de fotos quieres realizar, si necesitas apoyo adicional de otras personas, materiales para personalizar la sesión… Debes prever todos estos detalles para que cuando empieces la sesión solo te dediques a fotografiar a tu bebé.

2. Elige los complementos

Una buena idea es echar mano de complementos para personalizar la sesión. Mantas, gorros, cojines, cestas, peluches, etc. Son muchos los artículos que se puedan usar para que las fotografías cuenten con un toque original y diferente. Pero ¡ojo! No abuses de ellos, ya que si no perderemos al verdadero protagonista: el bebé.

Recuerda usar colores neutros o pasteles en tus composiciones, nada de colores chillones o llamativos que rompan la estética de ese maravilloso momento.

3. Relaja a tu bebé

Un bebé que no está relajado, estará inquieto y empezará a llorar de un momento a otro. Como te comentaba al `principio, tendrás que adaptarte a su rutina. Intenta que antes de empezar la sesión fotográfica tu bebé haya comido y esté cambiado; mantén un ambiente cálido durante todo el tiempo que dure la sesión; haz que el bebé se sienta cómodo en todo momento, usa mantas, cojines. almohadas, etc; su mamá siempre cerca, para que se sienta arropado; pon música tranquila o sonidos blancos para que el bebé siempre esté calmado.

4. Cuida sus posturas

Seguramente quieras imitar fotos que hayas visto en Internet, pero ten cuidado de no convertir la sesión en un calvario para el bebé. Es cierto que durante las dos primeras semanas de vida de un bebé, es fácil manejarlo y ponerlo prácticamente en la postura que queramos, pero igualmente respétalo y opta por una postura natural y nada forzada.

De todas maneras, ten en cuenta que muchas de las fotos que te han gustado en Internet están editadas. Es decir, puede que alguien estuviese sujetando la cabeza o alguna parte del cuerpo del bebé por seguridad y posteriormente la han borrado con una herramienta de edición.

5. Mejor la luz natural

La iluminación es uno de los factores clave en la fotografía y, por supuesto, no puedes olvidarla para fotografiar a tu bebé.

Lo mejor de todo es utilizar la luz natural, así que realiza la sesión fotográfica en una habitación que sea muy luminosa. De esta manera, proporcionarás una sensación de suavidad a tus fotografías.

¡Ah! Y evita el flash a toda costa.

El flash puede ser perjudicial para el bebé y además puede molestarlo y asustarlo.

6. No te despistes

Un bebé es totalmente impredecible, no sabemos cómo va a reaccionar en cada momento. Lo mismo está llorando, como dormido a los dos minutos o sonriendo y haciendo muecas a la cámara.

Por eso, es importante que tengas paciencia y estés siempre alerta para capturar sus mejores poses. Actúa rápido cuando haga algo que quieras inmortalizar, de lo contrario, malgastarás muchos buenos momentos y luego será tarde para volver atrás. Acción, reacción.

7. No pares de disparar

Usar el modo ráfaga de tu cámara, sobre todo, cuando está despierto, es una buena forma de que no se te escape ningún detalle de tu bebé. Haz todas las fotos que puedas, ya que, a posteriori, podrás elegir las mejores, incluso contar con una bonita secuencia que podrás utilizar en marcos multifotos.

8. Experimenta diferentes encuadres

Sácale el máximo partido a tu sesión de fotos probando con varios encuadres. Por ejemplo, ve cambiando el punto de vista, es decir, pon la cámara a la altura de los ojos del bebé, haz un picado o incluso contrapicado o fotografía a tu bebé justo desde arriba.

Otro enfoque que puedes probar es el de acercamiento. Fotografía a tu bebé muy cerca, para que todo el encuadre esté ocupado por su bonita carita. Puedes además fotografiar detalles como su mano o pie, su nariz, su ombligo, etc.

¡Cada rincón de tu bebé merece ser capturado!

9. Edita tus fotos

Si quieres que tus fotos queden perfectas, te recomendamos que les des un retoque final con alguna herramienta de edición, como Photoshop.

Este tipo de herramientas te permiten modificar los blancos y negros, pasar de color a sepia, jugar con el contraste de la imagen, eliminar o modificar algún elemento de la foto e incluso cambiar el fondo. Todo lo que puedas imaginarte podrás hacerlo con herramientas como esta. Pero como siempre, intenta que quede natural para que sea más atractiva a la vista.

En resumen

Empieza ya a probar estos consejos para fotografiar a tu bebé y hacer fotos espectaculares para el recuerdo. Si te apasiona el mundo de la fotografía y quieres aprender a hacer fotos profesionales y de calidad sin ninguna dificultad, apúntate a nuestro Curso Online de Introducción a la Fotografía con clases en directo. Haz clic aquí y aprovecha la oferta vigente del 80% de descuento, aplicando el código BS27 en el carrito de compra.

Leave a Reply

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies